Acerca de la escritura
 
 
(fragmento del Fedro de Platón)1
 
Sócrates: Pero nos resta examinar la conveniencia o inconveniencia que pueda haber en lo escrito. ¿No es cierto?
Fedro: Sin duda.
Sócrates: ¿Sabes cuál es el medio de agradar más a los dioses por tus discursos escritos o hablados?
Fedro: No, ¿y tú?
Sócrates: Puedo contarte una tradición de los antiguos, que conocían la verdad. Si nosotros pudiésemos descubrirla por nosotros mismos, ¿nos seguiríamos preocupando aún de lo que los hombres hayan pensado antes que nosotros?
Fedro: ¡Pregunta ridícula! Cuéntame, pues, esa antigua tradición.
Sócrates: Pues bien, oí que cerca de Náucratis2, en Egipto, hubo un dios, uno de los más antiguos del país, el mismo al que está consagrado el pájaro que los egipcios llaman Ibis3. Este dios se llamaba Teut. Se dice que inventó los números, el cálculo, la geometría, la astronomía, así como los juegos del ajedrez y de los dados, y, en fin, la escritura. El rey Tamus reinaba entonces en todo aquel país, y habitaba la gran ciudad del alto Egipto que los griegos llaman la Tebas egipcia, y que está bajo la protección del dios que ellos llaman Ammon. Teut se presentó al rey y le mostró las artes que había inventado, y le dijo lo conveniente que era difundirlas entre los egipcios. El rey le preguntó de qué utilidad sería cada una de ellas, y Teut le fue explicando en detalle los usos de cada una; y según que las explicaciones le parecían más o menos satisfactorias, Tamus aprobaba o desaprobaba. Dícese que el rey alegó al inventor, en cada uno de los inventos, muchas razones en pro y en contra, que sería largo enumerar. Cuando llegaron a la escritura dijo Teut:
 
 
«¡Oh rey! Esta invención hará a los egipcios más sabios y servirá a su memoria; he descubierto un remedio contra la dificultad de aprender y retener.
–Ingenioso Teut –respondió el rey– el genio que inventa las artes no está en el mismo caso que el sabio que aprecia las ventajas y las desventajas que deben resultar de su aplicación. Padre de la escritura y entusiasmado con tu invención, le atribuyes todo lo contrario de sus efectos verdaderos. Ella sólo producirá el olvido en las almas de los que la conozcan, haciéndoles despreciar la memoria; confiados en este auxilio extraño abandonarán a caracteres materiales el cuidado de conservar los recuerdos, cuyo rastro habrá perdido su espíritu. Tú no has encontrado un medio de cultivar la memoria, sino
 
1 El texto completo de esta traducción de Patricio Azcárate puede consultarse en:
 
 
http://www.e-torredebabel.com/Biblioteca/Platon/Platon.htm Algunos pasajes de este fragmento fueron modificados para facilitar la comprensión del texto.
 
2 Náucratis, ciudad fundada por comerciantes de Mileto en torno al 650 a. C. Hacia el 560, el rey Amasis (XXVI dinastía) la convirtió en puerto privilegiado para el comercio griego. La prosperidad de Náucratis acabó con la conquista, en el año 525, de Egipto por Cambises.
 
3 Pájaro sagrado de la mitología egipcia, representación del dios Thot. Continuamente buscaba alimento y, por ello, llegó a considerársele dios de la inteligencia.
 
 
de despertar reminiscencias; y das a tus discípulos la sombra de la ciencia y no la ciencia misma. Porque, cuando vean que pueden aprender muchas cosas sin maestros, se tendrán ya por sabios, y no serán más que ignorantes, en su mayor parte, y falsos sabios insoportables en el comercio de la vida.»
 
Fedro: Mi querido Sócrates, tienes especial gracia para pronunciar discursos egipcios, y lo mismo harías de todos los países del universo, si quisieras.
Sócrates: Amigo mío, los sacerdotes del santuario de Zeus en Dodona decían que los primeros oráculos salieron de una encina. Los hombres de otro tiempo, que no tenían la sabiduría de los modernos, en su sencillez consentían escuchar a una encina o a una roca, con tal que la roca o la encina dijesen verdad. Pero tú necesitas saber el nombre y el país del que habla, y no te basta examinar si lo que dice es verdadero o falso.
Fedro: Tienes razón en reprenderme, y creo que es preciso juzgar la escritura como el tebano.
Sócrates: El que piensa transmitir un arte, consignándolo en un libro, y el que cree a su vez tomarlo de éste, como si estos caracteres pudiesen darle alguna instrucción clara y sólida, me parece un gran necio; y seguramente ignora el oráculo de Ammon, si piensa que un escrito pueda ser más que un medio de despertar reminiscencias en aquel que conoce ya el objeto de que en él se trata.
Fedro: Lo que acabas de decir es muy exacto.
Sócrates: Éste es, mi querido Fedro, el inconveniente, así de la escritura como de la pintura; las producciones de este último arte parecen vivas, pero interrógalas, y verás que guardan un grave silencio. Lo mismo sucede con los discursos escritos: al oírlos o leerlos crees que piensan, pero pídeles alguna explicación sobre el objeto que contienen, y te responden siempre la misma cosa. Lo que una vez está escrito rueda de mano en mano, pasando de los que entienden la materia a aquellos para quienes no ha sido escrita la obra, sin saber, por consiguiente, ni con quién debe hablar, ni con quién debe callarse. Si un escrito se ve insultado o despreciado injustamente, tiene siempre necesidad del socorro de su padre, porque por sí mismo es incapaz de rechazar los ataques y de defenderse.
Fedro: Tienes también razón.
Sócrates: Pero consideremos los discursos de otra especie, hermana legítima de esta elocuencia bastarda; veamos cómo nace y cómo es mejor y más poderosa que la otra.
Fedro: ¿Qué discurso es y cuál es su origen?
Sócrates: El discurso que está escrito con los caracteres de la ciencia en el alma del que estudia es el que puede defenderse por sí mismo, el que sabe hablar y callar a tiempo.
Fedro: Hablas del discurso vivo y animado, que reside en el alma del que está en posesión de la ciencia, y al lado del cual el discurso escrito no es más que un vano simulacro.
 
 
Sócrates: Sin duda. Pero dime: un jardinero inteligente que cuidara mucho a sus semillas y que quisiese verlas fructificar, ¿las plantaría en verano en los jardines de Adonis4, para tener el gusto de verlas convertidas en preciosas plantas en ocho días? O más bien, si hiciera tal cosa, ¿podría ser por otro motivo que por pura diversión o con ocasión de una fiesta? En cambio con las semillas que más le interesaran seguiría indudablemente las reglas de la agricultura, y las sembraría en un terreno conveniente, contentándose con verlas fructificar a los ocho meses de sembradas.
 
Fedro: Seguramente, mi querido Sócrates, él se ocuparía de las unas seriamente, y respecto a las otras lo miraría como un recreo.
Sócrates: Y el que posee la ciencia de lo justo, de lo bello y de lo bueno, ¿tendrá, según nuestros principios, menos sabiduría que el jardinero en el empleo de sus semillas?
Fedro: Yo no lo creo.
Sócrates: Después de depositarlas en agua negra, no irá a sembrarlas con el auxilio del cálamo y con palabras incapaces de defenderse a sí mismas e incapaces de enseñar suficientemente la verdad.
Fedro: No es probable.
Sócrates: No, ciertamente; pero si alguna vez escribe, sembrará sus conocimientos en los jardines de la escritura para divertirse; y formará un tesoro de recuerdos para sí mismo, para que cuando llegue la edad en que se resienta la memoria –y lo mismo para todos los demás que lleguen a la vejez– pueda regocijarse viendo crecer estas tiernas plantas. Y mientras los demás hombres se entregan a otras diversiones, pasando su vida en orgías y placeres semejantes, él recreará la suya con la ocupación de que acabo de hablar.
Platón, Fedro, 274c-277a
 
4 Los «jardines de Adonis» constituían un rito funerario establecido por Afrodita en honor de Adonis, el hijo de Mirra. En vasijas con tierra se plantaban semillas que, regadas con agua caliente, florecían en pocos días y, en pocos días también, se marchitaban. Estos cultivos representaban la súbita muerte de Adonis. Las fiestas tenían, además, lugar en pleno estío (TEOFRASTRO, Historia plantarum VI 7, 3). Cf. M. DÉTIENNE, Les jardins d'Adonis. La mythologie des aromates en Gréce, París, 1972, especialmente págs. 187-226 (hay trad. esp. de J. C. BERMEJO [Madrid, 1983]). 
 

YA A LA VENTA, ESCUCHEN Y COMPREN!
 
 
Ana Vega: Textos y recitado.
Mapa Mudo (Ignacio Rodríguez Guerra): guitarra eléctrica, violín eléctrico, teclados, sintetizador y programaciones.
...

Ilustración: Leticia Vera
Diseño: Ana del Puente
 
 
 
 







http://mapamudo.bandcamp.com/album/bestiario
 
 
"Paso el tiempo sacudiéndome los cabellos por la espalda, tirando de los bucles que bajan hasta mi cintura, balanceando la cabeza como las estrellas de la tele. Masco chicle apáticamente con aire hastiado. Me empapo de perfume de vainilla, como para asquear a toda la familia. Es mi rebelión vainilla"
 
 
 
"Es mi pasión vainilla. Mi amor de perfume fuerte, picante, extraño a perfume de la familia, mi amor exótico. Aquello que nadie se ha adelantado a darme, lo que yo descubro a la ventura. Eso que se me prohíbe y que, por lo tanto, deseo y tomo por instinto."
 
 
 
Enmmanuelle Laborit. El grito de la gaviota.
La Asociación de Investigación, Prevención e Intervención del Suicidio, ha considerado necesario escribir este artículo con el fin de aclarar algunas cuestiones que se han venido diciendo en diferentes medios de comunicación.
La noticia del siniestro del avión de la compañía Germanwings con la muerte de las 149 personas que viajaban en él, estremecía al mundo. Pero este estremecimiento se agrandaría cuando la siguiente noticia fue que el accidente había sido provocado por el copiloto, que decidió poner fin a su vida.
A partir de ese momento, se produjo una lluvia de noticias e intentar investigar sobre la vida de Andreas Lubitz fue el objetivo principal de los medios de comunicación.
El hecho de intentar cubrir una noticia lo más rápidamente posible, no exime de la responsabilidad de que ésta se trate con respeto y eficacia, manejando datos verificables. Hablar de temas tan complejos como es la conducta suicida requiere consultar a expertos en la materia, para evitar comentarios o diagnósticos impropios y fuera de la realidad. Nos gustaría destacar algunas de estas noticias, por ejemplo, uno de los primeros comentarios que se hicieron sobre la causa de conducta suicida de Lubitz fue que había sufrido el síndrome de Amok. Inmediatamente se explicó en qué consistía este síndrome: «Un episodio aleatorio, aparentemente no provocado, de un comportamiento asesino o destructor de los demás, seguido de amnesia y/o agotamiento. A menudo va acompañado de un viraje hacia un comportamiento auto-destructivo, es decir, de causarse lesiones o amputaciones llegándose hasta el suicidio».
A los pocos días se conoce, que el copiloto había estado buscando en Internet “cómo suicidarse”, por lo que quedó descartado que hubiese sufrido el síndrome mencionado.
Con posterioridad se habló de que era debido a una depresión grave o severa. Afirmar este diagnóstico, sin una explicación previa, lo único que hace es estigmatizar aún más a las personas que están padeciendo una depresión. Queremos dejar claro que es muy importante no identificar la depresión como único factor en el suicidio, ni todas las personas que sufren depresión grave o severa tienen ideaciones suicidas, ni todas las personas que se suicidan padecen depresión y mucho menos en este caso en el que hablamos de un suicidio extensivo a otras personas. No es una conducta común que una persona con trastorno depresivo mayor cause daño físico a terceros, por tanto este tipo de publicaciones pueden ser muy dañinas, ya que por buscar “un motivo” que dé respuesta a estos incomprensibles hechos, se cae en una simplificación de la causas. El suicidio es multicausal.
Muchas personas se preguntan ¿Qué puede llevar a una a un ser humano a realizar tal acto de barbarie?
Para poder dar una explicación lo más correctamente posible, tendríamos que disponer de datos fiables de una investigación sobre la biografía y los últimos meses de vida del Lubitz. Para los profesionales expertos en conducta suicida es muy importante poder elaborar estos datos a través de una Autopsia Psicológica del fallecido que para los que desconozcan este término, aclararemos que consiste en la exploración retrospectiva e indirecta de la personalidad y de la vida de una persona ya fallecida. Se trata de una evaluación después de la muerte de cómo era la víctima en vida, es una reconstrucción sociopsicopatológica postmortem.
Así se puede llegar a discriminar entre un posible accidente, homicidio o suicidio, por ejemplo, en caso de muerte dudosa, incluso discernir la capacidad mental de fallecido, adicionalmente sirve de apoyo emocional a los seres más allegados del fallecido y también los datos recabados se pueden utilizar posteriormente para realizar programas de prevención de conductas suicidas.
Es obvio que carecemos de estos datos y de los únicos que disponemos son de los que han difundido los diferentes medios de comunicación y de los que vayamos recopilando a medida que se vaya investigando más sobre el perfil y el entorno del copiloto.
Así pues, manejando exclusivamente lo que a día de hoy se ha publicado, siempre desde la prudencia en nuestros comentarios, podemos intentar mencionar algunas de las causas que han podido provocar el acto suicida del copiloto.
Es importante destacar que el suicidio es multifactorial y, por eso no se deben dar explicaciones simplistas. Vamos a ver algunos de los factores de riesgo así como concurrencias que se tienen que dar para que hechos como estos ocurran.
En primer lugar y quizá por orden de importancia, es probable que las dos cosas más valiosas para el copiloto fueran volar y su pareja. Al parecer, ambas cosas iba a perderlas.
Por lo que sabemos padecía depresión, junto con un alto grado de ansiedad, aunque desconocemos que acontecimientos de su vida podían estar detrás de esa depresión. Al parecer desde pequeño estaba obsesionado con volar e hizo de ese sueño una realidad, la realidad de su vida. Por consiguiente se sumaron los siguientes factores de riesgo: a nivel psicológico, ansiedad y depresión con ideación suicida, se hablaba de que tenía el síndrome de estar quemado (Burnout) y además sufrió acoso y burlas por parte de sus compañeros” con lo que ello significa. A nivel laboral, posible pérdida de aptitudes para el vuelo, tanto por motivos físicos (visión) como psicológicos, lo que significaría la consecuente pérdida de trabajo. A nivel sentimental, ruptura de pareja estable y con expectativas de futuro.
Entre los diferentes tipos de suicidio existe uno que se le denomina por venganza, el objetivo del suicidio en estos casos es castigar con su muerte a quienes le han causado o le van a causar daño. Desconocemos si ese fue el motivo de A. Lubitz, pero podríamos pensar, en un primer momento, en esa posibilidad. Venganza a la empresa, que le iba a retirar la posibilidad de volar, a sus compañeros, por las burlas a las que estuvo sometido, venganza contra su novia por haberle dejado.
Muchas personas le acusan de ser un asesino, podemos hacernos la siguiente pregunta ¿realmente quería matar los pasajeros o fue un efecto colateral de su acto suicida? Se ha dicho también que era un psicópata. Por lo que sabemos, desde nuestro punto de vista, parece que más que rasgos psicopáticos (el psicópata hace daño a los demás pero no así mismo) podría tratarse de rasgos narcisistas, lo que explicaría mejor su gran frustración ante la ruptura sentimental, al no poder seguir volando y su, aparentemente, deseo de pasar a la posterioridad.
Son muchas las preguntas que surgen sobre este caso ¿Lo hizo porque quería ser famoso para la posteridad? este sería otro tipo de conducta suicida el que se denomina por gloria, aunque en este caso su acto incitaría a la repulsa social “Todos me conocerán, todo el mundo sabrá mi nombre y lo reconocerá. Un día haré algo que cambiará el sistema”. Desgraciadamente su objetivo se ha cumplido.
La avidez de estar informados al minuto con pelos y señales, no sólo causa noticias imprecisas al principio, sino que también existe otro riesgo que es el llamado efecto Werther (efecto contagio en la metodología).
Lamentablemente, una vez más, se han incumplido casi todas y cada una de las recomendaciones de la OMS sobre como tratar temas de suicidio en los medios de comunicación:
.- No sensacionalismo, sobre todo de celebridades.
.- Ni fotos, ni notas de despedida, ni que la noticia aparezca en primera página.
.- No hay que dar una descripción detallada, sobre todo del método y de cómo lo obtuvo.
.-No hay que dar explicaciones simplistas, ni tampoco ponerlo como algo inexplicable. Siempre hay que enfocarlo como algo multifactorial.
.-No hay que ensalzar, ni glorificar al suicida; no hay que sugerir que la sociedad honre al suicida, no son ni héroes, ni cobardes.
.-No hay que aportar culpa. Hay que tener especial consideración con familiares y allegados, lanzando un mensaje solidario con los familiares sobrevivientes
.-No utilizar expresiones del tipo “epidemia de suicidios”.
.-Hay que suministrar información de ayuda, teléfonos, asociaciones, centros de salud mental, etc.
.-Dar difusión de los factores de riesgo, factores protectores y señales de alerta, para que todo el mundo los conozca
.-Hay que romper falsos mitos, muy arraigados entre los propios profesionales de la salud mental.
.-Hay que utilizar fuentes fiables y que los expertos, te ayuden a interpretar las estadísticas.
.-Transmitir que el suicidio en muchos casos, se puede prevenir.
Sabemos que, en este caso concreto, ciertas recomendaciones eran difíciles de cumplir para la prensa, pero otras no. Lo importante es evitar que se produzca el famoso Efecto Wherter.
Algunos expertos consideran que las conductas suicidas no se pueden prevenir, consecuentemente para qué vamos a actuar si no podemos hacer nada. La falta de dotación de recursos por parte de las autoridades político-sanitarias, para poner en marcha programas generales y permanentes de prevención es una de las razones por la que en España desde hace 6 años, los suicidios superan con creces a los muertos por accidente de circulación, por poner un ejemplo, los últimos datos provisionales disponibles son del 2013, reflejan 3870 suicidios, 10 suicidios al día como mínimo.
Al parecer Lutbiz, buscaba tanto maneras y métodos de suicidarse como tratamientos de cura, por tanto, al igual que otras personas con ideación suicida, tenía la ambivalencia entre querer morir o vivir, de ahí la importancia de la detección y la prevención.
Las máximas autoridades de Lufthansa cometieron errores al intentar dar explicaciones antes de tiempo, al afirmar que el copiloto “se encontraba al 100%”. Mirando hacia otro lado estamos abocados que la historia se repita. La conducta suicida hay que mirarla de frente, analizarla, entenderla y entonces podrá ser tratada. Lo peor que se puede hacer es no hacer nada.
En definitiva, muchas son las incógnitas y muchas las preguntas que como profesionales de la salud mental nos podemos plantear
¿Estaba en tratamiento psicoterapéutico o psiquiátrico-psicofarmacológico? Son muy diferentes.
¿Desde qué marco teórico fue tratado?
¿A Cuántas sesiones fue? ¿Acudía de manera constante?
¿Detectó el profesional el posible riesgo suicida?
Y otras muchas.
Es muy posible, que tengamos que esperar a que las investigaciones nos aporten nuevos datos sobre el copiloto y sobre su entorno, o quizá, también pueda suceder, que dentro de un tiempo esta noticia caiga en el olvido y como siempre, el suicidio vuelva a ser tabú.
Por último, desde la Asociación de Prevención de Suicidio (AIPIS) queremos manifestar nuestra solidaridad con los familiares de las víctimas del accidente, sin olvidar el dolor por el que estarán atravesando los familiares de Lubitz.
Nuestro reconocimiento a los psicólogos y demás personal de emergencia (médicos, policías, bomberos, trabajadores sociales y un largo etc.) que con su entrega y dedicación han ayudado a que esos momentos difíciles sean menos angustiosos. Gracias a todos ellos.
Los profesionales de la
 
 
ASOCIACIÓN DE INVESTIGACIÓN, PREVENCIÓN E INTERVENCIÓN DEL SUICIDIO.
 
 



Carta a los medios de comunicación:

Buenos días, me gustaría solicitar a los medios de comunicación una mayor atención en primer lugar hacia las situaciones tan terribles y tan cotidianas que vemos cada día, las familias que ya no disponen de alimentos o sustento económico alguno, una verdad que parece esconderse tras estadísticas y fotos de desahucios pero nunca nombres, historias reales, testimonio. Creo en el poder de la palabra, creo en su poder absoluto a modo de testigo y testimonio. No podemos permitir que se repiten mil mentiras que no son verdad y que la verdad siga quedando sometida a intereses económicos que siempre estarán del lado del más fuerte. No podemos ser mercenarios de dicho poder pues entonces estaremos al servicio mismo del hambre. Seamos por tanto la voz de quien no tiene voz y no puede alzarla.
Eso como petición urgente. En otro sentido, por favor, seamos cómplices o demos voz en este caso a los profesionales de la cultura, a esas vidas en las que muchos y muchas hemos pasado vía directa a la exclusión social, con un sentimiento profundo de impotencia, frustración y fracaso al ver que este país premia la mediocridad y castiga el esfuerzo, el talento y la trayectoria. Nunca hemos asistido a un intrusismo profesional tan salvaje como ahora y nunca amparado y manipulado por premisas de orden político, nunca nos hemos vendido tan barato y eso es realmente desolador. La cultura ha sido, como el cuento de Cortázar, tomada, como rehén electoral, pero tomada desde la ignorancia, desde el desconocimiento absoluto del catálogo de necesidades más urgentes y de las cuatro pautas que cambiarían la situación de muchos y muchas que nos vemos con las manos atadas, de seguir así, de por vida. Seamos cómplices de la verdad, contemos la verdad, hagamos verdad narrándola. No existen las ayudas, muchos y muchas profesionales llevan en estado precario una vida entera lo que no les ofrece cobro o seguridad alguna más tarde, no existe trato de favor alguno ni sensibilidad con las personas que poseemos una discapacidad, los contratos son simples papeles que el trabajador ni ve siquiera o firma y eso se permite, se obliga a darse de alta como autónomo mientras el gobierno dice que baja el paro y crece el número de emprendedores (falsos, trabajadores externos obligatorios) mientras que da libertad absoluta para aquellos sin trayectoria profesional alguna para hacer lo mismo sin pagar impuestos y además tejer sus propias redes de poder. No existe lo público, ningún profesional de la cultura podrá decir que en sus ciudades tiene lugar alguno donde mostrar su trabajo o vivir de él. Esto sigue siendo territorio de unos pocos con un mayor caciquismo que  nunca, “aquí está x dando la formación y/o.... haciendo... porque aquí lo puso el ayuntamiento”. Evidentemente no existe transparencia alguna más que ésta que vemos algunos y algunas cuya venda fue extirpada por la propia lucha por la supervivencia y un exceso de realidad que ya pesa. El que calla otorga, por tanto, seguimos dando pie a que nada cambie y el mundo siga siendo reinado por unos pocos que pisotean las cabezas de otros muchos/as para alzarse.
Ruego lean este correo y despierte su atención sobre lo aquí tratado.
 
 
 
“El proyecto Marca (da) España surge por iniciativa de varias personas, a las que se sumaron inmediatamente otras muchas de un modo entusiasta y desinteresado, que sintieron la necesidad de dar una respuesta artística contundente y clara a las políticas neoliberales que nos han puesto ante el abismo con la excusa de una crisis que no es otra cosa que una estafa a gran escala. Para ello, se entregó una fotografía de Reiner Wandler a cada uno de los poetas, con el fin de que aportaran un texto (en la mayoría de las ocasiones escrito ex profeso) sobre o desde dicha fotografía, y se tomó, para nombrar el resultado definitivo, la famosa frase “marca España”, repetida hasta la saciedad en los medios, porque nos pareció el resumen y la metáfora más acabada de ese concepto neoliberal, depredador e inhumano que reduce la realidad social de un país entero a una mera marca, pura mercancía”
 
 
 
 
 
 
 
 
Alberto García-Teresa (Madrid, 1980) se doctoró en Filología Hispánica con Poesía de la conciencia crítica (1987- 2011) (Tierradenadie, 2013). Su obra comprende tanto estudios poéticos (Para no ceder a la hipnosis: crítica y revelación en la poesía de Jorge Riechmann, UNED, 2014) como poemarios (Hay que comerse el mundo a dentelladas, Oxígeno en lata, Peripecias de la Brigada Poética en el reino de los autómatas y Abrazando vértebras) o un libro de microrrelatos (Esa dulce sonrisa que te dejan los gusanos). Pero, como en tantos otros casos, sus obras y sus estudios no cierran una imagen completa del coordinador de esta antología. Su militancia política en organizaciones anticapitalistas y ecologistas y su inagotable actividad en torno a la agitación poética (recitales, acciones poéticas, festivales) representan una parte esencial de su perfil y hablan tanto como sus libros de sus obsesiones y voluntades.      


Tras tres años sin publicar poesía inédita, os dejamos con el vídeo promocional del nuevo libro de poemas de David González "Campanas de Etiopía" el primer cuaderno del ciclo "Los que viven conmigo" publicado con Editorial Origami.
 
 
Campanas de Etiopía - David González. Vídeo promocional
 
 
 
Fotografía Alberto García Alix



http://ellenguajedelospunos.blogspot.com.es/



TALLERES INTENSIVOS EN SAN JUAN DE
PRENDONES, CONCEJO DE EL FRANCO, ASTURIAS.
Coordinadora: Ana Vega




 



TALLERES DE CREACIÓN Y CREATIVIDAD
 
 


TALLER DE ESCRITURA CREATIVA
 



El próximo sábado 7 de marzo de 2015 a partir de las 13:00 horas Mónica de Juan inaugura exposición en la galería Lola Orato Espacio de Arte, en Oviedo. En ella se podrán ver piezas de algunos de los proyectos en los que está trabajando. Se trata de tres proyectos centrados en la fotografía y en la fotografía intervenida.

Recuerda, el sábado 7 de marzo de 2015 a partir de las 13:00 horas.

NOTA: Como en toda buena inauguración que se precie, habrá bebercio.

Nos vemos el sábado. Mil gracias.


 
 Inauguración Sábado 7 de Marzo a las 13 h....
Del 7 de Marzo al 11 de Abril de 2015

Espacio de Arte Lola Orato
C/ Oscura, 9; Oviedo.
lolaorato@gmail.com
985215670


Horario: Martes a Viernes de 11:00 a 16:00
Sábado de 12:00 a 14:00 y de 18:00 a 21:00
 
 
 

LA GALLA CIENCIA

http://www.lagallaciencia.com/2015/02/hoy-firma-un-poeta-subvencionado-o.HTML


HOY FIRMA: UN POETA SUBVENCIONADO O BECADO, ¿ES UN POETA LIBRE? Una conversación de ANA PÉREZ CAÑAMARES con algunxs amigxs.

Las redes sociales propician encuentros, y en ocasiones asistimos como espectadores de esa nueva "plaza pública" a discusiones en las que participamos activamente, o nos dejamos llevar por el debate que otros nos ofrecen. Traemos hoy aquí, con el permiso de la poeta ANA PÉREZ CAÑAMARES, uno de los muchos momentos en que ella nos "provoca", alentando la reflexión y a que nos manifestemos sin hostilidad propiciando el acercamiento. Salvo ella misma, que aparece con su nombre, el resto de los interlocutores se ocultan en todas las variables posibles de `José´, un nombre casi universal, y las conversaciones de han resumido sin alterar un ápice los argumentos esgrimidos. Hemos guardado su anonimato, pero respetado al máximo sus juicios.

Las opiniones de sus amigos pueden ser compartidas o no por casi todxs, y son clara muestra de que a veces procrastrinar hábilmente también es sinónimo de sabiduría.

Gracias a ellas y a ellos, y a Ana Pérez Cañamares, por este momento.

                                                            ...


Ana Pérez Cañamares
Un día de febrero a las 9:03 h.

Al leer el currículum de un/a poeta norteamericano/a en la solapa de uno de sus libros, es corriente ver cosas como: poeta laureado, poeta becado, poeta residente, etc. Es algo que siempre me ha llamado mucho la atención. Hoy he estado mirando en Google y es increíble la cantidad de premios, becas, ayudas, que se convocan en Estados Unidos dentro del ámbito de la poesía. Estados Unidos será una mierda gigantesca para muchas cosas, pero en cuestiones poéticas nos da cien mil vueltas. Este país nuestro es una mierda gigantesca para todo y la poesía no es una excepción.


 JOSÉ: Imagínate aquí a quienes iban a concedérselo todo. a los amigos y a la famiglia. EE.UU es malo para muchas cosas y muy bueno para otras. La cultura, por ejemplo. Becas, premios, ayudas y la posibilidad de vivir de la creación. Es verdad que alguien que escriba tiene allí muchas posibilidades de vivir de eso o, al menos, de algo relacionado con eso, por no hablar de las universidades. Una persona con buenos libros publicados tiene muchísimas posibilidades de dar clases en una universidad, aquí ninguna. EE.UU. es muy bueno para la cultura y España es una mierda para la cultura.

APC: A eso me refiero: en las universidades hay talleres de creación, por ejemplo.Es un sistema flexible en el que un escritor puede dar clases, sea académico o no, puede compartir lo que sabe. Aquí los poetas y los escritores ponemos dinero para desarrollar nuestra vocación y para compartirla con los lectores. Cero ayudas, cero consideración, cero respeto.


PEPE: Ana, en España sí que hay "ayudas" para este tipo de cosas, y bastantes en comparación con otros asuntos quizás más necesarios de ser becados.El tema es que entre gestores culturales, empresas culturales, editoriales, escuelas de escritura y todo este tipo de pesebres se va el pastizal. Son muy poco los autores a los que le llega alguna beca de este tipo, pero los hay.

JOSÉ: Instituto Cervantes, Ministerio de Cultura y Exteriores, aulas literarias de las comunidades autónomas, de muchos ayuntamientos y se ha terminado el pesebre de las cajas de ahorros.

APC: Pues claro, Pepe, pero yo hablo de los autores. A los autores nos llega una puta mierda de todo.Y estoy contigo, que hay cosas más necesarias, por supuesto.Pero es que ayudar directamente a los autores -y digo ayudar, pero por supuesto sería algo recíproco, de lo que también los lectores,estudiantes, etc., se beneficiarían- no sería tan caro. Y no es sólo una cuestión de la crisis, es que este país es como es, está en su ADN. Las cosas se organizan para que se aprovechen unos cuantos, no en beneficio real ni en apoyo de la verdadera cultura. Aquí es típico que el gestor viva (muchas veces bien, muy bien) y el que pone la jeta y el curro malviva, y como decía antes, hasta le cueste dinero compartir su trabajo y sus conocimientos.

 PEPE: En veinte años en este país no habrá apenas creadores de nada. La mayoría empieza a creer que las creaciones deben de ser compartidas gratuitamente, eso en el mejor de los casos, cuando no pagando el creador de su bolsillo la propia creación. En la inmensa mayoría de las publicaciones no hay criterio de calidad por detrás, sólo pasta. Tanto tienes, tanto pones, tanto publicas. Y si lo de los premios podría ser una escapatoria, la luz que despeje tinieblas, pues tampoco, detrás de muchos está el interés, el amiguismo, el “me ahorro la edición y que pague el contribuyente” a través de fondos públicos para cultura... Esto es bien conocido dentro del mundillo. Pero bueno, en realidad aquí nadie se escapa, muchos autores son tan culpables como el que más en todo esto. Demasiada megalomanía.

 JOSÉ: Ah, pero sí, sí que sí, sí que a los autores les llega la pasta, pero a los de siempre.Por ejemplo, el otro día en el entierro de Lara había un güevo de ellas y ellos, además hablaban de pluralidad y no sé qué mierdas.


MARÍA JOSÉ: Un poeta Subvencionado o becado, ¿es un poeta libre?


JOSÉ MARÍA: Yo no quiero becas, ni subvenciones ni ayudas,y si por mí fuera prohibía cualquier premio literario económico. Y si alguien va a dejar de escribir por ello, si como dice Pepe, nos vamos a quedar sin creadores, pues que así sea. Prefiero que desaparezcan los toros antes que mantenerlos con corridas. Tengo mis muchísimas dudas de que eso vaya a ocurrir. Es más, algo me hace pensar que cuanto peor vayan las cosas más peña escribirá con ideas que el dinero no podrá reconocer jamás.

PEPE: Interesante cuestión la del poeta subvencionado. Esto me lleva a otra reflexión más amplia. Tenemos en este país (supongo que en todo el mundo latino) el jodido vicio de asaltar las instituciones una vez en el poder, es decir, aquí mando yo, aquí impongo yo todo: Cultura, Comunicaciones, Educación, etc., etc... A ver si alguna vez nos acostumbramos a la diversidad y aceptamos el juego de la democracia, o al menos el de la convivencia pacífica, no el de la imposición, que cuando se está de acuerdo con algo es muy fácil el respeto. Ejemplo claro de todo esto, nuestra televisión pública: un medio propagandístico para perpetuarse en el poder, o intentarlo. En definitiva, un creador subvencionado no tendría por qué ser uno adoctrinado. Y para eso, para evitar esas tentaciones, que muchas veces son realidades, habría que legislar y hacer leyes de mecenazgo equitativas y bien protegidas frente a las presiones políticas cortoplacistas. Difícil, pero es el futuro. En este mundo liberal, la inmensa mayoría de las creaciones no son rentables si nada más se mide su valor por el lado económico. Y todo es económico al final, pero una aclaración: cuando digo que esto es económico me refiero que cuesta poco dinero, no que tenga ambiciones de ganarlo, al menos en mi caso, que nunca he ganado ni un céntimo con una letra mía.



APC: Obviamente, dejar de escribir ni loca, yo digo siempre que escribiría debajo del agua. Dudo mucho que porque no haya dinero por medio alguien deje de escribir (y si es así, que le den). Pero me encantaría poder compartir lo poco que sé y lo mucho que me apasiona esto, por ejemplo, en institutos o en universidades. Me encantaría dedicarle el tiempo que se merecen algunos proyectos, tiempo que en mi caso sólo puede comprar el dinero. Yo no quiero dinero, yo quiero tiempo. Y el tiempo me lo compra el dinero, es así. No quiero pasarme la vida becada, pero si mi trabajo lo mereciera, ¿por qué no un año para desarrollar un proyecto?¿Por qué no un taller de lecturas en una universidad para transmitir a los estudiantes algo de poesía viva? Y al final he terminado por personalizar, pero no he empezado hablando de esto porque crea que yo me lo merezca, sino porque me choca el contraste. Carver daba talleres en la universidad. ¿Os imagináis tener de profesor a Carver? ¿Sabéis que posibilidades hubiera tenido Carver de dar clase en la universidad española? CERO. CERO. No estoy hablando de mamandurrias ni darse a la buena vida. Sólo de apreciar el trabajo y hacer esto un poquito más fácil para todos.


 JOSÉ MARÍA: La gestión cultural independiente y guerrillera que se ha venido desarrollando estos últimos años es bastante barata y no está politizada en absoluto. Hay muchos colectivos de agitación cultural que podrían hacer maravillas con un poquito de apoyo financiero por parte de la institución, y además tienen tanto o más derecho a ello que las peñas taurinas o las cofradías de la santísima que se os ocurra. Qué queréis que os diga, está bien la postura pureta pero ojalá en mi ciudad se pudiera montar un ciclo independiente de lecturas poéticas que nos permitiese escucharos leer aquí.

  PEPE: Que se sepa las subvenciones salen de los bolsillos de los contribuyentes, no de los políticos. No son malas las subvenciones cuando buscan el bien social, común y tienen detrás un merecimiento contrastado. El tema es de gestión, que es partidista e interesado. Y ya me callo.

 MARÍA JOSÉ: Yo que trabajo de 9 a 2 y de 5 a 8 (y que para leer a los chavales utilizo mi tiempo de la comida) te entiendo perfectamente, pero luego pienso en Machado y sus tediosas clases de francés y comprendo que cada uno extrae lo mejor de la poesía de su experiencia vital. La independencia, y a veces la miseria, hace libre al poeta, y generalmente serán otros los que, pasados los años, les cuenten a los chavales en sus clases de literatura, quienes eran los poetas del siglo XXI...



APC: Pues yo no estoy tan convencida de que la miseria te haga independiente, ni que sea necesario que todo sea tan difícil. Una de mis poetas favoritas, Sharon Olds, tiene en su currículum varias de estas ayudas que yo digo. Yo la leo y me maravillo, y no veo por ninguna parte rastro de que esa beca le haya hecho escribir peor o algo que no quiera escribir. No sé, no creo que las cosas tengan que ser tan difíciles. Como dicen por ahí, que hay peñas taurinas con ayudas, joder. Y ciudades con apenas actividad cultural. Y universidades e institutos con cero contacto con la vida cultural real. Y lo poco que hay es siempre a nuestra costa, y no se llega, no se llega.

 JOSÉ MARÍA: Es muy lógico que desconfiemos de la combinación institución+cultura.Vivo en provincias y la política cultural de aquí se basa en contratar al enchufado de turno y ponerle oficina, secretaria y 40.000€/año para dirigir un proyecto con un presupuesto de, pongamos, 80.000€/año. Lo que les sobra se dedican a repartirlo fuera de convocatoria, fragmentando facturas si hace falta, a quien les da la real gana. Hay una corrupción de baja intensidad en la política cultural institucional, así como censura y autocensura, control ideológico y nepotismo. Todo esto hace que se respire mucho mejor desde la independencia total, pero eso a veces también significa que buenas ideas se quedan sin realizar, o que espacios estupendos se ven abocados al cierre, o que las programaciones expulsan las propuestas menos comerciales (que es otra forma de control). Llamadme posibilista o lo que queráis, pero yo sigo creyendo que tenemos que luchar por una política cultural transparente, moderna, digna y que respete la independencia absoluta de creadores y gestores, igual que luchamos por otras cosas.  

JOSÉ:  Es una pena que a poetas - eso sí, de calidad- no se les tenga en España la consideración que en EEUU se les tiene a sus laureados. Pienso ahora en Robert Hass, que llegó a ser parte activa de la campaña de Obama, poetas como Sharon Olds, ya mencionada, que incluso se permiten el lujo de mandar misivas despreciadoras hacia la política de estado de los Bush..., es decir, no solo se les aprecia y se les valora, sino también, y lo que es aún más importante, se tiene en cuenta su criterio y su opinión para cualquier tipo de asunto social o político. Es de sentido común que personas de este bagaje cultural intervengan, no solo en cuestiones que atañen a su ámbito de actuación, sino que se les aproveche y se les considere para todo tipo de cuestiones que afectan a un país.  

JOSÉ: En USA es más fácil la "neutralidad" de los premios; allí fascina la creación, la cultura, los poetas. De hecho no tienen empacho en ir a “copiar” textos de otros países, arquitecturas, esculturas y hacerlas propias. Es rentable ser artista en EE UU, al menos los tienen en consideración. "España poética" funciona como los partidos políticos: nepotismo, amiguismo, clanes de norte y sur, la zancadilla y no la mano. Antologías que no soportan el más ligero escrutinio de limpieza en su confección: se hacen a medida, con calidad o no, siempre amigos/as, no nos la jugamos. Somos poco democráticos en nuestra apreciación de las críticas, y exigimos lo que no cumplimos. Por lo que a mí respecta, seguro que tengo todos esos defectos, pero ganas de aprender, comprender y ejercer....


PEPE: Este país, como todos los países, ha dado y da grandes poetas, pero también mediocres. Y burdos parecidos a poetas, más bien poetastros, es el arte sin más. Sin embargo, como poetas sin vicio ni beneficio, es relativamente fácil separar el polvo de la paja. Poeta es aquel que persevera por amor a su oficio y su arte y va creciendo. Construye versos mientras recoge basuras, mientras labra campos yermos, lo hace cuidando ovejas, tramitando expedientes entre versos sueltos o poniendo ladrillos como si fueran libros en estanterías. No hay más beneficio que la belleza. ¿Pero qué ocurriría si hubiera un duro a repartir? Saldrían poetas de todos los rincones y justificarían su obra escudándose en su arte, incomprendidos como poetas malditos. ¿Quién pone puertas al campo? ¿Quién tasa el verso? Sí, es cierto, el buen gusto y la profundidad. ¿Y dónde se forja ese buen gusto? ¿Quién lo discrimina? Cuando llegó el dinero en forma de premios, surgieron novelistas de debajo de los colchones, de los cajones de periodistas, de las habitaciones de los amigos de los amigos de los amigos. Hubo ayudas, hubo dinero. ¿Alguien ha leído los premios Planeta desde el año 1990? ¿Quién discrimina un verso frente a otro? ¿Quién elimina el gen de Lázaro de Tormes de nuestro código genético? Y sobre el valor de los poetas como ciudadanos, creo que tienen, tenéis, un gran valor cuando sus opiniones tienen un gran valor. Y son basura cuando sus opiniones son basura. Depende del poeta y por supuesto del receptor del mensaje. Tan gran poeta puede ser aquél que critica, no sé, la invasión y destrucción de Irak, como el que la defiende. La opinión de uno de ellos puede ser nauseabunda, pero no así su obra. No se me ocurren ejemplos en poesía, pero sí, por supuesto en novela: Vargas Llosa. El ejemplo perfecto, en mi opinión, del artista genial absolutamente vomitivo en lo ético y lo político. También, pero lo conozco menos, Octavio Paz...

 JOSÉ: Mi opinión, en resumen, basada en lo que conozco viviendo en EEUU, es que éste es un país como el planeta entero, y como la raza humana, esquizofrénico, bipolar, bueno y malo, terriblemente cruel y sorprendentemente humano, invivible y codiciado para vivir, anti-inmigrante y abierto a los inmigrantes, a quienes al final (los números están ahí, termina integrando), racista, pero a la vez un caldero de movimientos por los derechos civiles y humanos. Y al final, materialista como quizás ninguno, pero con una producción enorme, verdaderamente enorme, de buena y variada poesía. Hay muchísima actividad poética, yo me atrevería decir que no hay algo similar en Hispanoamérica. Y de lo que estoy seguro es que no hay un país en toda América donde haya tantos poetas y escritores que pueden continuar escribiendo EN LIBERTAD, mientras se ganan la vida en las universidades, como profesores de escritura creativa, literatura, etc. Tampoco es que les condicione lo que van a escribir o no, realmente... En cuanto a publicaciones, aunque los libros de poesía no se venden tanto, muchas universidades publican, y hay una multitud de pequeñas editoriales que publican por cuenta propia, con tiradas medias, leí el otro día, de 2000 ejemplares. Claro, hay impresiones de mucha menor cuantía, pero de todos modos creo que es más fácil para un poeta estadounidense publicar un poemario en inglés que para un poeta comparable en Hispanoamérica. Y de revistas literarias, ni hablar. Mucho más que en nuestro mundo hispanoparlante, revistas establecidas que incluso pagan al poeta por su obra, algo que por lo menos de este lado del charco no se ve en español. Así andan las cosas, creo yo... Y miren, no hay que glorificar la pobreza. Me refiero a que la historia del arte demuestra muy claramente que la existencia de mecenas, del patrocinio, de ayudas desde el poder, han hecho posible muchísimas de las grandes obras. La noción de que estar tirado en una calle hambriento y tiritando de frío o lleno de pulgas para producir algo que valga la pena no tiene ninguna justificación. Más bien es lo contrario.

 APC: Pepe, todo lo que dices está muy bien, pero creo que está idealizado. A los poetas, hablaré por mí, y si me lo permiten por los que conozco, nos mueve el amor a la poesía y la inmensa mayoría comemos de otras cosas. Pero que haya tantas dificultades como las hay, me parece injusto. Me parece que se desaprovecha una riqueza humana, literaria, poética inmensa. Que sí, que claro que escribimos versos mientras ponemos ladrillos o archivamos papeles, pero la poesía no es solo eso. La poesía es también recitales, clases, festivales, lecturas, que la acerquen a los estudiantes, a otros poetas, a oyentes, a gentes que la quieran escuchar y vivir de cerca. Es poetas hablando de otros poetas, enseñando a leer. No hablo de premios planetas ni de pegar un pelotazo. Hablo de que te inviten a recitar y un ayuntamiento o una universidad o un instituto o una biblioteca o una asociación cultural al menos te puedan pagar el tren y el hotel. Hablo de que una editorial o una revista puedan subsistir y pagarte por tu trabajo. Hablo de que lo poco que hay se reparta, circule y no vaya a parar siempre a los mismos. Yo tengo dos trabajos, uno me da de comer, y el otro, mi vocación, me cuesta dinero. Y como a mí, insisto, a la inmensa mayoría de poetas que conozco. Lo hago de mil amores, encantada de la vida, halagada y agradecida. Pero, francamente, justo no me parece. No en todas las ocasiones al menos. Que gente que podría enseñar y animar a otros a leer, a escribir, se queden en casa y no vayan a un sitio donde les recibirían con los brazos abiertos, porque no tienen para pagarse el autobús (que los hay, porque los conozco). No tiene nada que ver con el hecho de que se esté feliz y agradecido por tener esta vocación y desarrollarla. Ni con querer hacerse millonario. Y una aclaración importante, Pepe: no hablo de alguien que es poeta porque escribe unas versos para él y su familia –que, olé, me parece estupendo y muy válido- sino de gente con cinco, diez y quince poemarios publicados; gente a la que invitan de bibliotecas, librerías, universidades, centros culturales, gente contrastadamente valiosa en el oficio de poeta. Es cierto que el valor y el gusto son relativos; pero sólo hasta cierto punto.

 MARÍA JOSÉ: Estados Unidos: un país constantemente en busca del 'poeta nacional', y cuando lo encuentra o cree encontrarlo, le honran en el Congreso. Pero claro, hablamos de un país en cuyo juego político aún se valora la oratoria, y se admira un buen discurso. Hay que recordar que, cuando se inventaron a sí mismos como país, miraron principalmente a la Roma republicana, y a partir de ese molde construyeron su sistema (que como todo, como el de la propia Roma, es susceptible de ser corrompido). Estados Unidos y el arte de la palabra: algo que está en su propia génesis.

Ese mismo día de un frío febrero a las 19:25 h.







Todas las fotos que acompañan el texto son del poeta y fotógrafo ALFONSO VILAS FRANCÉS.